5 consejos para cuidar la piel después del verano y mantenerla sana

cuidar la piel después del verano

5 consejos para cuidar la piel después del verano y mantenerla sana

Cuidar la piel después del verano, tras horas de exposición al sol, el agua del mar y la piscina, el viento y las altas, temperaturas, es imprescindible para devolverle toda su hidratación y para que no pierda su elasticidad y luminosidad. Sí es verdad, el verano es una época en la que nos relajamos y en la que las vacaciones ocupan el primer lugar en la lista de nuestras prioridades, así que la mayoría de veces nos olvidamos de continuar con nuestra rutina de cuidado de nuestra piel. Pero con la «vuelta al cole» y al trabajo, ya no tenemos excusas y debemos volver a nuestros hábitos sanos si queremos enfrentarnos al otoño con una piel sana y deslumbrante.

Por eso hoy desde Max Dreams queremos darte algunos consejos para ayudarte a cuidar la piel después del verano. Ella también sufre de  síndrome post-vacacional… ¿lo sabías?

5 consejos para cuidar la piel después del verano

1. Exfoliar, el primer paso imprescindible

La exfoliación de la piel es es el primer paso para devolverle su salud, ya que con ello se eliminan células muertas e impurezas dejándola lista para recibir cualquier tratamiento necesario para su reparación completa. Exfoliar mejora la fineza del poro y el brillo, además de reparar el daño que ha podido ocasionar el sol en la piel, como las manchas, y estimular la producción de colágeno para evitar la formación de arrugas.

Eso sí, no todos los tipos de exfoliación son adecuados para cada tipo de piel. De hecho,  para pieles grasas es mejor realizar un scrub, ya que las micropartículas que contienen estos cosméticos ayudan a arrastrar definitivamente las células muertas. Por otro lado, para las pieles normales, mixtas y secas se pueden usar exfoliantes tipo scrub o aun mejor exfoliantes con AHA en caso de pieles más sensibles. La ventaja de los exfoliantes AHA, un tipo de tratamiento introducido por los japoneses, es que realizan la exfoliación sin «rascar» la piel sino humedeciendola, siendo así más delicados que otros tratamientosUna vez humedecido el cutis, hay que dejar actuar el activo encima de la piel y eliminarlo al aclararlo con agua, esta acción  arrastrará las células muertas.

No dejes de probar nuestra esponja exfoliante, de mora y marina, que, además, hidratará tu piel después del baño.

2. Reparar en profundidad con las mascarillas

Una vez realizada la exfoliación, necesitamos nutrir en profundidad la piel y repararla. Por lo tanto, usar una buena mascarilla se convierte en el segundo paso imprescindible para cuidar la piel después del verano.  Las mascarillas que pueden beneficiar la piel tan delicada de nuestro rostro son las que contienen componentes regenerantes como aceites nutritivos, con factor de crecimiento epidérmico, la baba de caracol, argireline o las que van a aportar nutrientes y minerales como el silicio, oro, perla o con colágeno y/ o hialurónico, caviar…

En el uso de las mascarilla, igual que en la exfoliación, debemos tener en cuenta el estado de nuestra piel. Si  está muy irritada o estresada,  lo mejor es optar por una mascarilla de caléndula, ya que esta última tiene un efecto calmante, o bien por una de baba de caracol con potente efecto regenerante.  También hay mascarillas que contienen argireline, un componente que ayuda a atenuar pequeñas y molestas arrugas de expresión que se suelen marcar más en verano por la exposición solar y el aumento de sequedad.

Lo ideal para aplicarse una mascarilla es hacerlo en un momento que queramos dedicar solo a nosotras, en el que estemos relajadas y no tengamos prisa, por ejemplo durante la noche. Debemos tener en cuenta que su tiempo de actuación suele ser de mínimo 20 minutos y debemos aplicarla teniendo cuidado en cubrir por completo la piel, ya que así le estaremos dejando recibir todas las sustancias beneficiosas.

3. Hidratar tanto de día como de noche

Otro paso a seguir en nuestro programa para cuidar la piel después del verano es una hidratación adecuada que nos permitirá volver a  lucir un cutis radiante . Mientras todavía nuestra piel está bronceada si queremos prolongar el efecto moreno lo más posible, lo ideal es que hidratemos la piel todo lo que podamos. Sin embargo, poco a poco las células que tienen un alto contenido en melanina irán desapareciendo y es probable que el bronceado de paso a unas molestas manchas como consecuencia de los rayos UV. Para tratar las manchas solares, los despigmentantes en formato crema o sérum son la solución ideal, aunque siempre es mejor dejarse aconsejar por un dermatólogo ya que cada piel tiene sus propias características y necesidades. Lo que nunca debemos olvidar es que la hidratación es importante no solo de día, sino también durante la noche si lo que queremos conseguir es una total regeneración de la  piel.

En MaxDream encontrarás sérums como el de argán, que actúa contra la sequedad y el envejecimiento y promueve la regeneración ideal. Se trata de una crema de día ideal después de la exposición solar.

4. Mantener una dieta sana y equilibrada

Hidratar la piel no significa solo limpiarla diariamente y aplicar cremas, la hidratación más eficaz empieza por dentro. Por eso es importante mantener una dieta sana y equilibrada y beber abundante agua y zumos.  Introducir en la alimentación diaria frutas y verduras que aportan vitaminas A y C, aumentar la ingesta de proteínas, incluir  vitamina E como antioxidante (que puedes encontrar en alimentos como el aceite de girasol, avellanas, nueces y otros alimentos) son todos hábitos a mantener tanto durante como después del verano. ¡Cuídate por dentro y lucirás mucho mejor por fuera!

5. Utilizar cosmética de calidad

Y por último, acuérdate que el uso de unos productos de cosmética de calidad y adaptados a tu piel, es esencial para conseguir los resultados que queremos. En MaxDreams seleccionamos los mejores componentes extraídos de plantas de los 5 continentes, para ofrecer unos productos cosméticos de alta calidad y efectividad: manteca de karité de Ghana, argán de Marruecos, ginseng de Corea o aloe vera de Australia. Nuestros sérums además, son no-oleicos y se pueden utilizar encima del maquillaje, lo que los convierte en un cosmético ideal para cualquier tipo de evento, ya que además hace que el maquillaje permanezca inalterable durante mucho tiempo.

Hayas terminado tus vacaciones o estés a punto de hacerlo, no bajes la guardia. Pequeñas y fáciles rutinas pueden ayudar a cuidar y recuperar la piel tan castigada en verano por el sol.¡Mímate y prepárate para deslumbrar como nunca este otoño!

No Comments

Post a Comment

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.